Dispositivo electoral sin precedentes en Barcelona para que el 14F sea una jornada electoral segura

3-2-2021 / El Ayuntamiento de Barcelona ha desplegado un dispositivo sin precedentes para garantizar que la jornada de las próximas elecciones al Parlament de Catalunya del 14 de febrero se podrá celebrar con todas las garantías y medidas de seguridad necesarias.

Estamos en Telegram. Para recibir en tu móvil nuestras noticias, clica aquí y síguenos: t.me/barcelonadia

Durante los últimos meses, se ha desplegado un trabajo coordinado de todas las áreas, distritos e institutos municipales para adaptar y adecuar el dispositivo electoral a la situación sanitaria generada por la Covid-19 y los diferentes protocolos aprobados por Procicat. Esto ha obligado a una movilización de recursos humanos, técnicos y materiales superior a la de otras convocatorias y, de paso, ha encarecido el presupuestos de estas elecciones.

En concreto, las elecciones del 14F costarán al erario público 37,2 millones de euros, de los que unos 13 millones son sobrecostes derivados de las medidas sanitarias para prevenir el Covid19.

 

Un dato que muestra la diferencia y la complejidad de organizar esta jornada electoral respecto de anteriores convocatorias es el hecho de que casi 4 de cada diez electores, un 37% del total, votará en un colegio diferente al habitual. Del censo total, formado por 1.099.268 electores, 409.329 votarán uno de los nuevos colegios electorales que se han habilitado y que se estrenan como sede electoral.

Otra novedad destacada de este 14F es que desde Ecología Urbana ha previsto un dispositivo de limpieza que incluye la desinfección (pre, durante y post elecciones) de todos los colegios, un dispositivo ad hoc para efectuar una retirada segura de los EPI una vez finalizada la jornada electoral, así como una desinfección específica de la vía pública en las inmediaciones de los diferentes colegios electorales.

En octubre, el Ayuntamiento de Barcelona inició los primeros contactos para avanzar la implementación de todas aquellas medidas que impactan en la adecuación de los colegios electorales de nuestra ciudad, con el fin de asegurar una convocatoria electoral con los mínimos riesgos para la salud, garantías para ejercer el derecho a voto y legitimidad democrática.

 

Más colegios electorales, algunos en nuevos equipamientos

El Ayuntamiento de Barcelona ha hecho un esfuerzo para buscar nuevos espacios donde poder votar y también para revisar en profundidad los colegios electorales habituales para excluir aquellos en los que no se podían cumplir los criterios marcados por el Procicat.

Esto ha hecho que en la ciudad de Barcelona han dejado de ser colegio electoral y se han descartado un total de 35 equipamientos que en otras elecciones eran colegio electoral, pero que ahora no cumplen las medidas necesarias. Para absorber el aumento de mesas electorales, como consecuencia de la reducción del número de electores en cada una de estas, y reponer los equipamientos descartados, ha sido necesario habilitar un total de 129 nuevos colegios en la ciudad.

 

En total, el 14F en Barcelona habrá 365 colegios electorales, 94 colegios más que en las anteriores elecciones generales y 1.929 mesas, 495 más, lo que supone un incremento del 35% del número de colegios y mesas. Y por primera vez, se utilizarán equipamientos deportivos y mercados municipales como colegios electorales.

El aumento del número de colegios electorales ha sido posible gracias a la dotación de nuevos espacios de titularidad municipal, de sus entidades dependientes así como de otras administraciones, universidades y equipamientos privados, que ha puesto a disposición sus instalaciones para garantizar la disposición de los centros de votación más idóneos.

El Ayuntamiento ha hecho un esfuerzo para reducir el número de electores asignados a una misma mesa. En concreto, se ha conseguido pasar de una media de 783 electores por mesa a 570 electores / mesa, con el objetivo de reducir, en la medida de lo posible, las colas.

 

Personal de apoyo para garantizar el buen desarrollo de la jornada electoral

Asimismo, y de manera extraordinaria, el Ayuntamiento de Barcelona ha previsto un dispositivo de personal voluntario que ejercerá funciones de apoyo el día de las elecciones garantizando que los centros de votación se adecuan a los protocolos establecidos y que los electores cumplen con las directrices sanitarias que fija el Procicat.

En concreto se ha ofrecido a los trabajadores del Ayuntamiento de Barcelona ejercer dos funciones:

– responsable de seguridad del colegio electoral
– asistente al responsable de seguridad del colegio electoral

 

Entre las funciones que se les asignan figura controlar el acceso ordenado de los votantes en el colegio electoral, organizar las colas y el flujo de los votantes dentro de los colegio, mantener las distancias de seguridad, asegurando la entrada y salida por los accesos correctos, con el objetivo de evitar la formación de aglomeraciones. También garantizar el cumplimiento de la obligación de uso de mascarilla en todo momento y garantizar la limpieza de manos de los electores y evitar el contacto entre personas.

Contacto: barcelonaaldia21 (arroba) gmail.com

Subir ↑